domingo, 25 de abril de 2010

Libro de Agravios

Estreno un nuevo apartado en este blog: el Libro de Agravios.

Es un libro que encontré por ahí tirado hace mucho tiempo, una vez que me fui de excursión a hacer espeleología y me perdí (sí, mi orientación es legendaria... por su ausencia).
Me quedé por allí rondando, esperando a que viniesen a por mí, hasta que vi que otro grupo de excursionistas pasaban a través de una puerta adornada con dibujos brillantes, y les seguí...

Ahora que lo pienso, no debería haber entrado allí tan alegremente, los excursionistas tenían una pinta algo rara... Uno de ellos llevaba un sombrero de cucurucho, otros cuatro eran casi tan bajitos como yo, y había también dos humanejoz con capas y espadas, un orejotaz rubio (melena al viento) y un tapón con un hacha bastante importante. Y no llevaban ni arneses ni cuerdas ni nada. Qué gente tan rarita hay por el mundo. Pero me estoy yendo del tema.


Y encima se dejaron el caballo abandonado fuera de la cueva... Vaya gentuza ¬¬*

Encontré el libro (más bien, me tropecé con él) mientras seguía en silencio a los del otro grupo. La verdad es que no sé qué hacía un libro en una cueva... Estaba al lado de una caja grande de piedra en la que ponía algo de un tal "Balin, Señor bajo la Montaña".
Las primeras páginas eran un rollo, ponía cosas como "Gromri, el infame hijo del clan Hierroardiente, ha tirado de la barba a nuestro herrero jefe, Thorgrim. Que quede constancia de que nuestros clanes serán enemigos hasta que se salde este Agravio con sangre."

El final ya era más interesante: "Han entrado en los niveles inferiores, no podemos salir... Tambores... tambores en lo profundo... No podemos salir".

¡Por fin, un capítulo interesante! Pues parece que el autor no pensó lo mismo, porque el libro terminaba ahí, con un rayajo. Debió de quedarse dormido, el pobre.
En lo que tardé en echarle un vistazo, mi monitor de la excursión me encontró, así que volví tranquilamente a casa, le arranqué las páginas aburridas y me quedé el Libro ^^

En él escribiré todas las ofensas que se me hagan (es decir, las conspiraciones contra mí que requieran una venganza adecuada :P). Ya tengo algunas escritas... Pero de eso hablaré en el siguiente post.

Hasta entonces, me despido por hoy.

3 comentarios:

James dijo...

HEREJEEEEEEEEEEEE!!!!!!!!!!

Como osas manchar el nombre de Tolkien y de toda la Tierra Media, ademas del orgullo de Moria mezclando un cutre libro de los agravios de los enanos del Viejo Mundo con el doloroso recuerdo del Diario de Moria!!!!!

En cuanto te vea te dare un capon!

Un abrachucho!! ^^

PD: Como esta Azhag? =D

El Extremeño dijo...

Esto no es nuevo, el Libro de Agravios, digo, jaja. Llevas apuntando conspiraciones contra ti desde que te conozco, jejeje.

En fin, igualmente no te librarás de que sigamos tramando cosas contra ti ;) jeje.

Un beso, goblincillo, te quiero ^^

goblinoide dijo...

James: ¿Hereje yo? y me lo dice el que regaló sus Enanos y se compró Orcos :P Pero sí, tienes razón en que los enanos de Warhammer no merecen siquiera mirar a Gimli a los tobillos.
En cuanto al capón... ya veremos quién se lo da a quién, que Acher y tú encabezáis mi Libro de Agravios ¬¬*

Extremeño: por eso mismo, como siempre me estoy quejando de que conspiráis contra mí, al final he decidido hacerlo oficial xD a partir de a hora todo el mundo sabrá lo que perpetráis, página por página.
Un beso, y yo a ti ^^