jueves, 3 de mayo de 2007

Un relato épico narrado por un pooka



Era una tarde soleada de abril cuando tres pequeñas hadas pooka, de la casa Fiona (los juerguistas), salimos de Tres Cantos para jugar una partida de Changeling. Éramos un pooka lupino (Prae), un pooka colibrí (Ayoros) y un pooka búho (Anja), y no teníamos ni idea de lo que nos íbamos a encontrar...
De camino, recogimos a un gigantesco troll extremeño, Dhaos (más gigantesco aún si tenemos en cuenta que los otros tres éramos pequeños pookas ^^U), de la honorable casa Gwydion, y a su mascota, una quimera (en su caso, un juguete de un orco mecánico de plástico) llamada "Pitt". Sí, simplemente "Pitt". Sin comentarios.
Tras mucho correr, llegamos al fin a Moncloa, donde nos esperaba nada menos que Scrat, la líder de la casa Fiona, un pooka ardilla vestido con una falda expansible, dos coletitas sujetas con cintas naranjas, y más bolsas de las que un solo mortal podría llevar en condiciones normales... Pero claro, ella era la líder de nuestra casa, y como tal, no era una mortal cualquiera ^^ Más de una vez nos hemos sentido admirados por su enorme fuerza, tanto física como psíquica (0.0)
Acompañaba a nuestra querida líder su fiel dama Shaphira, también con coletas y cintas, pero en este caso, azules. El grupo lo cerraba otro troll (Fénix), con gafas y traje de chaqueta, que dijo ser de la casa Eiluned (la de los hechiceros).
Una vez en la tierra de Somosaguas, y más exactamente en los dominios de los Controladores de mentes (alias humano: Facultad de Psicología), nos dispusimos a manifestar nuestra apariencia semi-animal, para lo que Scrat traía un arsenal de pinturas...
Yo misma tuve que transformar en gato a un pooka que llegó más tarde, aunque tan pronto como se hubo transformado arremetió contra mí (búho) y me quitó unas cuantas plumas... Y más que me habría quitado de no ser por mi aliado pooka lobo, que me defendió... (0.0) Cuando le dejamos hablar al pobre, nos aclaró que era un defensor de la casa Fiona, pero para entonces ya estábamos todos los pookas escondidos detrás del único troll de nuestra casa (tod@s en fila detrás de él, claro, porque por muy troll que fuera, 5 pookas no cabíamos detrás de él de ninguna otra forma ;p)

Comenzó la partida. Parece ser que dos de las 4 másters (lo que equivaldría a efectos prácticos a "Dios" en la partida ;p) no aparecieron, así que allí estábamos los 30 y pico frikis, la mayoría pookas revoltosos (los demás, ignorantes de nuestra grandeza, tenían la osadía de llamarnos "Pokémon" ¬¬*), con sólo 2 másters capacitadas para decidir con los dados si nuestras acciones tenían éxito o no...
Estábamos en una fiesta, y el rey había muerto hacía tiempo. En su lugar el mando lo tenía el Senescal, de la casa Gwydion, pero las otras casas (a saber: Fiona, Eiluned y Dougal) se peleaban por el trono. Así que se había propuesto una competición para elegir al nuevo rey entre las 4 casas... Había que encontrar 5 objetos mágicos, y el líder de la casa que encontrase la mayoría en el menor tiempo posible sería coronado.
Como ya he dicho, los másters brillaban por su escasez y no daban abasto las pobres (lo que me da pie para reafirmar mi posición sobre el hecho de que un solo Dios no puede manejar el mundo a su antojo... ¡¡¡POLITEÍSMO AL PODER!!!, CAMBIEMOS LA RELIGIÓN DOMINANTEEEEEEEE!!! ;P), y quizá también faltó una pequeña explicación sobre cómo utilizar los rumores para conseguir las pistas, pero el hecho fue que pasaron muchas cosas mientras nosotros no nos enterábamos...
Los pooka empezamos a interrogar a los eshu, viajeros que narraban extrañas historias sobre máquinas del tiempo, sauces, varas, bastones y demás. Un gwydion bastante ebrio nos dijo que cogiendo un extraño medio de transporte con ruedas llegaríamos hasta una pequeña casa, llamada kiosco, donde podríamos encontrar chicas sin ropa atrapadas en hojas de papel...
Finalmente, hartos del poco movimiento, empezamos a regalar a los demás las bellotas explosivas de nuestra amada líder (claro que ella no sabía que explotaban, y las regalaba con toda su buena fe ;p)... y terminamos en un juicio frente al Senescal por intento de asesinato, motivo por el cual la líder nos prohibió tajantemente usar más bellotas... (jo!)
Dicho sea de paso, las bellotas eran los tapones de corcho de las botellas de sidra ^^U
Por su parte, el troll extremeño también tramaba de las suyas. Hizo un pacto de lealtad con nosotros y nos contaba todos los rumores de las demás casas, se inventaba algunos, y varios de los juicios que hubo fueron a causa de su incansable afán de darle movimiento al asunto... Pero por desgracia no había ningún máster que resolviese el resultado de estas acciones, así que en la práctica nunca pudieron realizarse...

Varios momentos divertidos los proporcionó aquél al que llaman "El Friki". Y que un grupo de frikis llame a alguien "El Friki", es algo a tener en cuenta ^^U
El Friki era un pooka gato, y en un momento dado decidió transformarse en minino (como el de la foto, juro que se transformó en ese gato xDDD)... Craso error: a los 20 segundos ya estaba en el suelo en posición de gato sentado, con cara de fastidio y 4 ó 5 chicas acariciándole la cabeza entre risitas ("¡Qué gatito taaaaan monoooo...!"). Terminó gritando: "¡Esto es una mierda! ¡¡TRANSFORMACIÓN!!", y volvió a ser él mismo...
Otro GRAN momento fue totalmente espontáneo... Alguien descorchó una botella de sidra, y 4 pookas giraron a la vez la cabeza hacia el "¡pop!", gritando "¡¡¡BELLOTA!!!", y salieron corriendo para cogerla (recordemos: las bellotas de los pooka eran los tapones de corcho de las botellas)... ¿Resultado? Shaphira sujetando la bellota en alto, mientras El Friki saltaba para quitársela...

En fin, unas horas más tarde terminó la partida, sin más muertos que El Friki (al que la líder tuvo que ir a buscar a un mundo paralelo al que le habían enviado por incordiar, y finalmente regresó con ella), y con los pooka algo aburridos...
Los Dougal fueron coronados, y resultó que ellos eran los Oscuros infiltrados (El Friki también lo era, aunque no se enteró hasta que se lo dijeron al final xD), así que ahora el trono está ocupado por una dinastía mu chunga, y nosotros nos hemos dejado ganar ^^U

¡¡¡Pero llegará el día en que nosotros, los Fiona, recuperemos el trono que por derecho nos pertenece!!! Imaginadlo, ¡¡fiestas todos los dias!! :D :D

4 comentarios:

Aura dijo...

Jajajajajajajaja, lo que me he podido reir jajajajaja. Me gustaría ir un día a uan de esas partidas. Ahora que con lo lerda que soy ya me podríais enseñar con paciencia XDDD. Algún día iré, de momento ve pasándotelo genial tú jajajajaja. Un besote.
PS=> CONOZCO A PITT Y TENGO UNA FOTO SUYA!!!!!!!!!! XDDDDDDD

goblinoide dijo...

Como puedes ver, nadie sabía jugar xDDDDDDDD y Pitt es un maleducado y un salido, decía que a ver si traíamos más chicas, y en bikini... con lo aficionada que soy yo al burka!!!! ¬¬* una vergüenza, vamos...
Un abrazo

Anónimo dijo...

Pitt es una magnífica persona, es un ser encantador y muy bien educado. Además no dijo nada de bikinis, dijo minifaldas, jejeje. Bueno, me voy que está a punto de venir Borja...un beso, wapas!! jeje

Pitt

Aura dijo...

Me meo con Pitt y el personaje que le da vida XDDD