viernes, 22 de junio de 2007

Tú dí que sí y sonríe, que a los locos hay que tratarles con cariño

*La foto es de una mujer que se parece muchísimo a mi abuela, porque aunque parezca mentira, no tengo ninguna foto suya...*


Abajo os dejo este vídeo de Enigma, uno de mis grupos favoritos... Debo decir que yo casi nunca lloro, pero sentí algo muy curioso al verlo, algo que no sé si sabré explicaros, y que me hizo llorar a moco tendido ^^U...

Todos los días vemos por la calle a gente mayor. Muchos de ellos son insufribles, se creen que la edad da derecho a saltar por encima de los derechos de los demás, y encima, que somos nosotros -los jóvenes- los maleducados...
Otros, como nuestros abuelos (los que tenéis la suerte de conservarlos), son cariñosos, son alegres, quizá algunos están enfermos y tienen dificultad para recordar quiénes sois, pero todos ellos, todos, tienen algo que les hace únicos e irrepetibles.

A la gente mayor, la tendencia general es decirles "sí, sí, abuelo", como si fuesen locos a los que hay que tolerar y dar siempre la razón. Hace unos años, no tantos, se sabía perfectamente lo interesante que podía ser escuchar a una persona que ha vivido más que uno mismo, una persona que tiene experiencia. Quizá hoy en día el mundo ha cambiado tanto que ellos están más perdidos que nosotros; de ahí que haya quien les considere inútiles.

Bien, ¿qué es lo que yo he visto en este vídeo?
Cuando vemos a nuestros ancianos, es como si siempre hubiesen tenido esa edad, como si siempre hubiesen tenido ese papel relativamente secundario en nuestras vidas, como si hubiese cosas que nos importan a los jóvenes y que ellos no pueden entender por el mero hecho de ser ancianos...
¿Amor apasionado, nuestros abuelos? Si acaso, cariño paternal entrañable. ¿Celos, miedo, una vida repleta de carencias, de imperativos paternos y de trabajo y experiencias? Si acaso, enfurruñamiento resignado de personas ancianas, respeto condescendiente por ser mayores, y un bastón para caminar. Eso es lo que solemos ver.
¿Alguna vez os habéis parado a pensar que ellos también fueron niños? ¿Que también fueron adolescentes, se enamoraron, estuvieron por debajo de sus padres en el escalafón familiar? Puede que haya cosas que tengan ya superadas, pero eso no significa que no las hayan vivido.
Esto, dicho así, parece evidente y sin nada de especial... Pero si veis el vídeo os daréis cuenta de a qué me refiero.

Lo que veréis es una visión hacia atrás de la vida de una pareja de ancianos de un pueblo. La historia comienza con la muerte de él, y a partir de ahí, todo vuelve a empezar... Vais a ver cómo al principio son personas mayores como las que todos vemos, y cómo poco a poco vuelven a ser un hombre y una mujer de mediana edad, él pastoreando con su hijo y ella haciendo las tareas de la casa; cómo se casan, jóvenes, él guapo y ella preciosa, cómo ambos comparten momentos ardientes en el granero. Veréis a dos jóvenes que aún no saben lo que es el amor, ella bailando en el bosque, él segando. Veréis al niño brincando por el campo, y a la niña jugando a maquillarse, aprendiendo a escribir; cómo el niño lloró cuando le cortaron el pelo con no más de 5 años, cómo le bautizaron cuando era un bebé.
Espero que después de verlo, veáis a las personas mayores como las veo yo ahora... Disfrutadlo, y aprended de ellos.

Tenemos la grandísima suerte de que no tendremos que vivir sus 70 años para saber lo que ellos saben: ellos nos lo pueden enseñar.

RETURN TO INNOCENCE (Enigma)


8 comentarios:

sergiaris dijo...

Holaaa!! jo que bonito.. :')

El video a mi me recordó mucho a cuando era más pequeño y estaba con mi abuelo...

Él fue el que me enseñó a conducir, el que me llevaba en moto por el campo, el que me llevaba a pescar y a bucear en una pequeña presa de la sierra... me enseñó un montón de cosas que él hacia en su infancia... Me enseñó un montón de cosas sobre vehículos, me contó las historias y aventuras de cuando trabajaba reparando el coche de franco xD, me contó cuando le dejaron un prototipo de un coche y el disfrutó como un enano llevandolo... Todo ese tipos de cosas son las que luego se recuerdan y nos ayudan a entender como fueron de jovenes nuestros abuelos... Y muchas de sus cosas se vieron influenciadas en mí..

Por ejemplo lo de los coches... me encantán, y creo que le tengo que dar las gracias a mi abuelo por todo lo que me enseñó.

También me contó un dia que se disfrazó de mujer en las fiestas del pueblo y la gente se creia que era una mujer de verdad, y empezaba a ligar con ellos xDD

Vamos que nuestros abuelos seguro que fueron más niños que nosotros, incluso siendo adultos...

Que no os engañen las arrugas, no son de vejez, son de haberse reido un montón de veces :)

goblinoide dijo...

Esa última frase resume perfectamente lo que yo quería decir, peque ^^
xDDDDDD sí, decididamente eres clavadito a tu abuelo de joven xDDDDD... y lo formales que parecen a esta edad, eh? ;)

Sí, nuestros abuelos pueden enseñarnos mucho más de lo que nos imaginamos... Por desgracia, el abuelo con quien podía haber estado como tú con el tuyo murió al nacer yo... Ahora sólo tengo una abuela, está hecha una "rapaza", como ella dice, se ríe como nadie... ^^ y cuando cuenta todas sus travesuras de niña, no te puedes aguantar la risa xD

Un besito, gracias por comentar.... MUAKS!

Bizarri dijo...

que boniiiiitoooooo.
yo es que solo tengo uno, porque el otro se murió cuando yo tenía 7 años, y desgraciadamente se me murió el abuelo divertido y tal. El que me queda está sordo, ciego y casi no rige la cabeza, pero en fín, esto es ley de vida.
También decir que cuando hace años se recurría a los ancianos como fuente de sabiduría, decir que esos ancianos, realmente eran más jóvenes que los de ahora, la ciencia consigue alargar la vida, pero sin calidad, llegas a viejo, pero la calidad de vida desciende tanto que al final eres un estorbo para los jóvenes o los adultos que aún rigen mejor. Esto es lo que ha conseguido el ser humano.

Aura dijo...

A mi todo eso ya me lo enseñó una personita de ochetata y demasiados años desde que tengo uso de razón. Mi abuelo no me enseñó de coches (de eso ya se encargó mi padre), pero me enseño de la vida, me enseñó a pensar, me enseñó a ir por el campo y levantar la naricilla chata y oler el viento, me enseñó a escuchar, me enseñó a escucharme, me enseñó a conocer y conocerme, me enseñó a hacerme grande por dentro...me ha hecho valorar las cosas del alma con un toque un tanto bohemio...
Así es mi abuelo, así es una de las dos personas más importantes de mi vida, así el el ser por el que todos los días siento miedo a que se vaya...
Una vez más me ha encantado el post, confieso (y no pienso a volverlo a hacer) que me ha hecho llorar, ya no tanto el video como la última frase de Sergio (gracias por ese regalo de frase niño) y el recordarle. Aún le tengo vivo pero disfruto muy poco de él.
Mi personalidad más íntima, esa que muchos ni sospechábais hasta que no tuve el blog se la debo a él, el ser fuerte se lo debo a él, el ser quien y como soy se lo debo a él, quizá por eso siempre me niegue a cambiar, porque sé que él me entiende.
Un beso a todos y perdón por el megacomentario, pero es que hace poco le regalé un post y a mi mi abuelillo me pone mas tierna que el día de la madre je :) me encantaría que le conociéseis...

Bizarri dijo...

que bonito. si, yo lí el post de tu abu. :) que gran suerte tenéis los que tenéis abuelos vivos, y en condiciones todavía.

El Extremeño dijo...

Posíblemente, mi abuelo sea a la persona que más admiro y de la que más he aprendido. Desde que tenía dos añitos me iba de paseo con el por toda Plasencia y me contaba cosas y, como e´l las define: "normas de vida para vivir mejor". Además, de él aprendí, no solo cosas curiosas, historias de la Guerra Civil y demás cosas, sino que ahora yo soy su sucesor, jeje ^^. Me explicaré ¿véis cómo soy yo? Entonces ya comocéis a mi abuelo, jejeje. Los chistes malos, mi filosofía de vida, todo se lo debo.
Por eso no tolero que se trate a ninguna persona mayor de "torpe, inutil o estorbo", ya que de ellos se aprenden cosas que no se puede aprender en los libros o que tardaríamos toda una vida para aprenderlo (y nunca mejor dicho) que es la experiencia.
Mi mayor deseo sería el llegar a ser como mi bisabuelo: con 100 años, pero que no olvidaba nada, ni un solo hecho de su vida, ni una cara, y sin ninguna enfermedad, así me gustaría acabar a mi.
Por eso, y desde aquí digo: ¡Vivan los abuelos que tanto nos enseñan y nos cuidan sin pedir nada a cambio! ¡Viva la tercera edad! ^^ (que al fin y al cabo, a todos nosotros nos llegará esa etapa ^^)

goblinoide dijo...

Hola a todos!
Cuando puse el post me imaginaba que contestaríais así... ^^
Ya he hablado con vosotros alguna vez del tema, y me consta que tenéis los abuelos que todos desearíamos tener...
Aura y el Extremeño les admiran muchísimo y aún cuentan con su consejo y sus bromas, Sergiaris tuvo la suerte de aprender del suyo todo lo que le ha hecho ser como es, y aunque el suyo y el de Biza estén enfermos, son sus abuelos, y sólo por eso, antes de haberles conocido, me aventuro a decir que eligieron bien en la vida y que pueden sentirse orgullosos de ello...

Cuidadles mucho, chic@s... Un abrazo y gracias por comentar ^^

goblinoide dijo...

PD/ por lo que dices en tu comentario, Biza, estoy de acuerdo en lo de que una esperanza de vida más larga aún no implica que la persona en cuestión conserve sus facultades mentales intactas... Pero también depende de la persona en cuestión. Mi abuela parece una chavala de 20 años (con la mentalidad de su época, claro, con lo de los 20 años me refiero a sus facultades mentales), y en cambio hay abuelos más jóvenes que ella que tienen más problemas de salud... También hay hombres que son padres a los 75 años, o que hacen paracaidismo a los 80 (véase la abuelita que salió en las noticias hará cosa de un año por eso)... y en China hay un poblado donde unos 20 mayores tienen más de 100 años y juegan a las cartas juntos y quedan por las tardes, como si tuviesen la mitad... en fin, cada persona es un mundo, ya nos gustaría a nosotras estar así a esa edad ^^U

Un abrazo!